De Veracruz al mundo
MOMENTO DE ACOTAR
Jorge Francisco Cabral Bravo
2020-08-30 / 11:00:11
La salud pública y la educación son un reto serio, no de ocurrencias
Las cosas han cambiado algo en los años recientes. El propósito de las marchas y de todas las protestas fue demostrar que el sistema que favorecía la acumulación de riqueza por unos cuantos estaba mal, que nuestra sociedad se beneficiaba de un gobierno corrupto que impedía la movilidad en perjuicio de la gran mayoría de mexicanos.



AMLO es un hombre religioso, que se mueve en la praxis entre el Antiguo y el Nuevo Testamento y que muchas de sus referencias políticas las ancla en los evangelios. Bajo esos parámetros morales mide a las personas y emite sus juicios milenarios.



La honestidad, lo hemos visto bien, es concebida por AMLO como símbolo de pureza, integridad y de lo incorruptible.



La palabra de un líder moral y religioso como se asume el Presidente, que busca la purificación nacional de la sociedad y que repite a todos los grupos “pórtense bien”, donde la moral rige la política y sus decisiones.



El origen del voto que favoreció su ascenso al poder se halló en el hartazgo del modelo neoliberal impuesto, que volvía ricos a unos cuantos e inmensamente pobres a todos los demás. El discurso no tuvo misericordia frente al neoliberalismo económico, al que impuso la carga de todas las desgracias que atraviesa el mundo.



Hoy, a pesar de que todas las estadísticas aseguran que la crisis de la pandemia pudo haber atravesado la cresta, hay un largo camino por recorrer antes de retornar a la normalidad en términos de salubridad pública. Pero lo que más preocupa es cómo recuperar el bienestar de la economía nacional, del que depende el empleo y los recursos para alimentar, para garantizar la seguridad y el bienestar para toda la gente.



Es en ese escenario crítico en el que Morena y toda su administración sucumbe. Sin dejar de ser atinados en el señalamiento de las imperfecciones del sistema económico liberal, el que a costa dde la salud planetaria ha producido el mayor desarrollo d ela historia, en la era del mayor crecimiento numérico de la humanidad, el vacío de su retórica no se ve subsanado con el modelo sustitutivo que corrija los errores del anterior. No hay pasos adelante en proceso de construcción de una democracia participativa, o de administración abierta, o de impulso de energías verdes y subsidios a la producción orgánica que vengan a reparar muchos de los males que a lo largo de los últimos lustros se fueron gestando.



Es en ese estado de cosas que los eventos ocurridos a lo largo de las últimas semanas en el ámbito de la educación y la salud brotan como un bálsamo de alivio y de esperanza, anuncios que nos hacen cruzar los dedos a la espera de que sean muestra de un cambio en el entendimiento de la realidad. La crítica no se ha dejado esperar y dejan en evidencia una aparente contradicción del régimen.



Lo hacen presa de su propio discurso.



Los acuerdos firmados con las concesionarias en materia de tele-educación, y el anuncio sobre el paso que la inversión privada, a través de la Fundación Slim, realiza con la finalidad de producir una vacuna que pueda ayudarnos a sobrepasar el estado de zozobra en que vivimos, ambos llevados a cabo por parte de esta administración demuestran la sumisión del régimen ante la realidad. Y no debemos confundirnos; no hablamos de una genuflexión del ejecutivo frente al sector privado, sino de una necesaria y esperada aceptación, de que, para resolver los problemas de México, hace falta construir acuerdos y consensos, un trabajo del que depende el mejor empleo de todos nuestros activos.



La asociación de lo público y lo privado, no como modelo normativo de contratación pública, sino como modelo de gobernanza, no debe significar un retroceso en el necesario proceso de cambio y transformación que atraviesa nuestro país.



El gobierno no sucumbe ante la intervención de empresas y profesionales para remediar los grandes males que aquejan a México.



Levantar a México de la terrible depresión en que se encuentra demanda un esfuerzo conjunto en el que participemos todos. La apertura de mente para que, bajo el ejercicio soberano de control que la constitución encomienda al gobierno, pueda también involucrarse al sector privado, puede ser el primer paso para que la anunciada transformación acabe por concretarse.



Hay muchas equivocaciones y muchas desviaciones que semana tras semana nos ofrece una oportunidad para ser críticos del gobierno y el rumbo en que se enderezan las cosas.



En esta colaboración, a diferencia de otras anteriores, preferimos aplaudir la acción anunciada por medio de la cual se respalda la intervención del sector privado para hacer frente, solidariamente, a los retos que vive el país en educación, y en salud pública.



Ojalá que en ese mismo rumbo se adopten medidas para remediar los otros males que nos aquejan; desde la justicia y la seguridad, o la administración del subsuelo y la generación de energía, hasta el medio ambiente, el turismo, la cultura y la defensa de nuestra identidad.



Cambio de tema. La emergencia sanitaria trae de la mano una emergencia educativa. Es importante mantenernos activos, esperanzados y resilientes. Pero es fundamental a partir de la verdad, y no negarla ni endulzarla.



En este momento, nos enfrentamos a una catástrofe generacional que podría desperdiciar un potencial humano incalculable, minar décadas de progreso y exacerbar las desigualdades arraigadas.



La ineficacia y, sobre todo, la exclusión e inequidad del sistema educativo nacional eran muy preocupantes de por sí. Con los más recientes datos, a los 15 años cumplidos, ya nos faltó 34 por ciento de la generación en su primer año de bachillerato. Dos tercios de la generación están en graves problemas. Si se nos van 800 mil alumnos al año en un ciclo típico imaginemos el riesgo que tenemos ahora. Necesitamos aplicarnos a fondo, los gobiernos y la sociedad entera.



Y aquí hay un agente clave: las maestras y los maestros. Habrá que decirlo de mil formas posibles, en todos los tonos: son cruciales, son centrales, deben ser los conductores y protagonistas de la propuesta educativa en el nuevo ciclo.



Pero ese protagonismos implica apoyo y no sólo sacrificio; es muy loable las mil y un maneras en que han, las maestras y los maestros de nuestro país, mantenido el ánimo de sus alumnos, ahora es momento de impulsar algo ordenado y sistemático. El punto del Consejo Técnico es precisar: cómo en concreto las y los docentes van a ser los mediadores del aprendizaje.



La diversidad de canales de contenidos, debe servir para ampliar posibilidades, para empoderar a los maestros para que hagan el balance adecuado y la contextualización debida.



La diversidad de los alumnos de México es vertiginosa.



Cito a Guterres de nuevo: “necesitamos invertir en la alfabetización y la infraestructura digitales, evolucionar hacia el aprendizaje de cómo aprender, revitalizar el aprendizaje continuo y reforzar los vínculos entre los sectores formal e informal de la educación”.



Y finalizo con el siguiente comentario: ¿Qué es la chatarra? Es la escoria que deja el mineral de hierro, máquina vieja que ya no funciona.



Pero ahora se usa para describir comida. A ciencia cierta nadie puede describir exactamente qué es y que no, la “comida chatarra”. Lo cierto es que darle un dulce a un niño puede convertirse en delito.



Sin bases científicas, y con simplismo frente a la diabetes, ahora la prohibición se pone de moda.



Nosotros comimos, golosinas, pan de niños, a veces con abuso, pero salíamos a jugar, la bicicleta, los patines, la cuerda, los quemados, saltar el burro, el beisbol, el futbol, los encantados, con los vecinos y había sentido de comunidad. La calle era segura y siempre había juegos novedosos con los cuales divertirnos. El gordito que siempre estaba por ahí, a veces discriminado, gozaba de salud y también jugaba. Es decir, los llamados “alimentos chatarra” no son los que han causado los problemas de salud. Es el cambio de vida. No nos ejercitamos, ya no se juega más que con tableta y con Phones. Siempre sentados sólo mueven el dedo y se lesionan.



Culpar a los “alimentos chatarra” como el enemigo de la salud es querer tapar el sol con un dedo. Es una falacia. Cambiar la golosina por la gordita, las frituras no es necesariamente un remedio. Es más, puede salir más caro el caldo que las albóndigas, por higiene y por valor calórico. Además es cerrar más fuentes de trabajo, al afectar empresas mexicanas. Es interferir de forma incorrecta en las saludes de niños, niñas y adolescentes. El enfoque es erróneo y absurdo.



Prevenir obesidad y diabetes tiene que pasar por aprender a comer bien, en forma sana, equilibrada y sobre todo nutritiva.



Otro tema importantísimo es el ejercicio físico, el juego, la falta de espacios públicos, de instructores gratuitos que el Estado apoye, la formación de equipos, la convivencia comunitaria, los torneos de barrio. Quedó en el pasado. Y como alguien siempre tiene que tener la culpa ahora son los “alimentos chatarra”.



Aunque se aplauda la medida en muchos estados y hoy se presente iniciativa en la Ciudad de México, lo mejor para la salud es impulsar una vida sana, lo que implica acciones integrales, no aisladas ni populistas. Realmente nadie puede creer que estas prohibiciones van a ser exitosas para combatir la obesidad y la diabetes.

Nos interesa tu opinión

>
   Más entradas
ver todas las entradas
• El austericidio, más agrandado que zapato de payaso 2020-06-07
• Fragilidad en el aparato productivo 2020-05-30
• Créditos, más pobreza, más miseria. 2020-05-23
• Nadie la lleva fácil, ni los gobernantes ni los gobernados 2020-05-18
• Cinturones de castidad política 2020-05-12
• Lectura del encanto de la política 2020-05-03
• México es más de lo que vemos 2020-04-26
• Moralejas y Conclusiones de AMLO 2020-04-17
• Luz de Unidad y Esperanza 2020-04-07
• La verdad que aplasta la empatía de los políticos 2020-04-02
• La marcha de la muerte 2020-03-25
• Morena. Su único pecado es dar amor 2020-03-24
• Nada en política es materia de honor 2020-03-11
• No quieras morir a besos si matas a puñaladas 2020-03-08
• La tormenta antes del desastre 2020-02-26
• La sumisión, y uno sigue escribiendo 2020-02-24
• Morena: Un ciego mirando a un ciego 2020-02-14
• ¿Inicio de un cambio? 2020-02-03
• Lo esencial es invisible para los ojos 2020-01-29
• El Insabi la centralización por la puerta de atrás 2020-01-22
• La 4T paraíso perdido 2020-01-14
• 2020, empieza el espectáculo 2020-01-07
• AMLO-Paseando el pesebre 2019-12-18
• -Artífices de la 4T - 2019-12-17
• -Crisis gratuita - 2019-12-09
• -El rostro de la nación- 2019-12-02
• Morena atravesando grandes momentos de la historia 2019-11-26
• -Silencio y a morder el reboso- 2019-11-18
• -¿Quién interrumpe el monólogo del poder?- 2019-11-14
• -En política los muertos vivos están- 2019-11-04
• -Los idus de octubre- 2019-10-30
• En política la esperanza se mueve 2019-10-23
• Una señal de poder 2019-10-15
• Morena: No sólo es por derecho a decidir. 2019-10-07
• -Morena – Todo para ganar, pero no. 2019-09-30
• Morena con escapulario y rosario en la mano 2019-09-24
• Lo que resiste apoya 2019-09-18
• México es más que cuatro proyectos. 2019-09-17
• AMLO discurso bipolar 2019-09-11
• ATADO EN LA SILLA CALIENTE 2019-09-05
• En el poder y en la política todo es personal 2019-08-27
• Los muros de Morena 2019-08-20
• Atonía – Economía - Morena 2019-08-13
• Morena.- A río revuelto 2019-08-07
• Involución o reparación 2019-07-30
• De paje a rey 2019-07-22
• DE PRISA Y CON BUENA LETRA 2019-07-16
• De naturaleza política 2019-07-08
• Ricardo Monreal - Cuentas y Cuentos 2019-07-02
• ¿Quién pone orden en la casa? Equidad social 2019-06-24
• Todo el edificio del bienestar prometido se puede desplomar 2019-06-19
• Morena: Arre con la que barre 2019-06-11
• Juicios sumarios de morena 2019-06-11
• Morena: La realidad siempre supera la ficción 2019-05-28
• Morena: El púlpito presidencial 2019-05-21
• Morena: Nada esta escrito de una vez y para siempre 2019-05-15
• Morena: Metáfora con esperanza 2019-05-06
• Morena: "A rugir que por eso te pagan" 2019-04-22
• Morena ¿Sin recurrir a falsos atajos? 2019-04-14
• Construyendo puentes y política de ficción 2019-04-09
• Hoy es otra pluma la que escribe el guión Francisco Cabral Bravo 2019-04-02
• Estado laico, muralla de Jericó 2019-03-25
• Fin de la caída neoliberal 2019-03-20
• Morena: "Las cartas están sobre la mesa" 2019-03-12
• Morena.- Soplan vientos de cambio 2019-03-07
• Morena.- Soplan vientos de cambio 2019-03-05
• Morena.- El detalle está en el diablo 2019-02-26
• El evangelio de AMLO 2019-02-19
• Morena y los gobiernos estatales ¿a qué le apuestan? 2019-02-13
• El presente difícil: AMLO 2019-02-05
• Luces y sombras de la 4ta. Transformación 2019-01-29
• Morena: "campo de los dichos o campo de los hechos" 2019-01-21
• 2019 Morena; Decisiones que marcan 2019-01-14
• 2019, pronósticos, el presente difícil e incierto 2019-01-07
• 2019 - Morena: Lupe - Reyes 2018-12-31
• La corrupción: Sí mata todos los días 2018-12-25
• Veracruz, en el andén de la Cuarta Transformación 2018-12-17
• Cuitláhuac García y Erick Cisneros hacen bien el uno 1-2 2018-12-09
• Con afecto y con efecto Cuitláhuac saluda a Veracruz 2018-12-03
• AMLO no va a ser florero, ni estar de adorno 2018-11-25
• Morena: gobernabilidad, barruntos de tormenta 2018-11-20
• Morena: "Renacer o desaparecer 2018-11-12
• No se hagan los despistados 2018-11-04
• AMLO: el muro y el fenómeno de la migración 2018-10-29
• A Morena le faltan ingredientes 2018-10-22
• Morena; que decida el pueblo sabio 2018-10-16
• Uff. En lenguaje beisbolístico Morena: ¡Safe! 2018-10-08
• Traguen sapos y no se olviden de sonreír 2018-10-02
• Morena, el tren de las ideas 2018-09-25
• Morena, que a Veracruz le vaya bien 2018-09-18
• Morena, bateo libre 2018-09-11
• La política de Morena convive con nosotros 2018-09-03
• "Divide y unirás" 2018-08-27
• Morena -Luis Donaldo Colosio- 2018-08-20
• Actores políticos tendrán una prueba contra reloj 2018-08-13
• AMLO, ha comenzado ya a gobernar 2018-08-06
• En sus marcas, listos... "Más sabe el diablo por viejo" 2018-07-30
• Gobernantes,México no beberá cicuta 2018-07-23
• Bueno el tiro 2018-07-16
• Morena, avalancha ciudadana 2018-07-09
• Política y gobernantes 2018-07-02
• La soga en casa delahorcado 2018-06-25
• El voto libre, usted decide 2018-06-18
• Líderes, gobernantes o directores de orquesta 2018-06-11
• ¿Habrá espacio para la reflexión? 2018-06-03
• Claroscuros del debate ¿los candidatos? en una nibe 2018-05-27
• ¿Qué sigue? "INE", siempre dentro del ruedo de la política sin asustarse del tamaño de los bureles 2018-05-21
• Ideologías apóstoles y ángeles 2018-05-14
• Campañas políticas, democracia y populismo 2018-05-07
• ¿Lo duda usted? Ciudadano de primera y de segunda 2018-05-01
• Con el electorado no se juega 2018-04-25
• No queremos ser mal pensados 2018-04-17
• De engaños a engaños 2018-04-09
• Estampita repetida no completa el álbum 2018-04-01
• La importancia de las redes sociales, en la contienda electoral 2018-03-26
• ¡Santas sorpresas, soltaron al tigre! 2018-03-20
• Ni los veo, ni los oigo 2018-03-13
• El arte de la guerra política 2018-03-04
• La odisea de la Política 2018-02-27
• Precampañas o Primarias 2018-02-19
• El poder de las redes sociales 2018-02-12
• Políticos, hombres de paja 2018-02-05
• Nueva realidad de la política mexicana 2018-01-30
• México país con hambre y sed de justicia 2018-01-23
• Cataclismo de la política y los políticos 2018-01-16
• 2018, ¿La decena trágica? 2018-01-09
• Días de la Cruda Realidad 2018-01-02
> Directorio     > Quiénes somos
® Gobernantes.com Derechos Reservados 2010